Para poder encontrar al mejor abogado penal Valencia es necesario que sigamos una serie de pasos. En caso de realizarlos con éxito, obtendremos una gran ventaja a la hora de hacer frente a un procedimiento judicial.

La forma mediante la cual se puede contactar con un abogado de este sector es directamente cuando el acusado contacta con el abogado o de forma indirecta cuando el tribunal debe de asignarle uno.

Para poder proporcionar esta ventaja, el abogado debe de llevar a cabo un amplio análisis sobre todas las variables que intervienen en el caso. Es decir, no solo debe estudiar al cliente sino que también los documentos que pueda tener la Policía o el testimonio de algún testigo. En el caso de un testigo, el abogado puede llegar a entrevistarlo con el objetivo de no solo obtener más información, sino de conseguir pruebas que acrediten la inocencia de su cliente.

De esta forma se pueden llegar a obtener conocimientos que aplicados de la forma y en el momento correcto, pueden ayudar a ganar el caso.

¿Qué hace el mejor abogado penal Valencia?

Técnicamente podemos definir a un abogado penalista como aquel cuya especialización se encuentra en el Derecho Penal. Esta es la rama jurídica cuya función es la de regular toda clase de delitos y sus penas, además de pautar las normas que rigen el procedimiento legal.

Por lo tanto, la labor de esta clase de abogado se desempeñará principalmente en los juzgados y tribunales. Esto se debe a que son los que tienen jurisdicción para investigar y tramitar un proceso de esta magnitud.

Entre las múltiples funciones que desempeña, cabe destacar la de iniciación de un proceso penal contra un particular, empresa u organismo público tras cometer un delito. De la misma manera, se encarga de definir la estrategia de defensa en el caso de que el cliente sea un ciudadano o una persona jurídica.

Por lo tanto, podemos entrever que un buen abogado penalista se caracteriza por:

  • Tener vocación de servicio.
  • Mantener el diálogo constante con la persona a quien representa.
  • Tener dotes negociadoras.
  • Tener un carácter fuerte y aptitudes motivacionales.
  • Aptitudes personales que permitan obtener una buena valoración dentro del campo penal.

¿Qué hay que estudiar para ser abogado penalista?

Para poder ejercer como abogado penalista es necesario:

  • Licenciarse en la carrera de derecho.
  • Superar el Máster en Abogacía de tal forma que podamos superar con éxito el examen de acceso que convoca el Ministerio de Justicia.
  • Entrar como abogado dentro del Colegio Profesional que se escoja.

¿Cómo podemos elegir un buen abogado penalista Valencia?

Existen multitud de profesionales dentro del campo del Derecho, por lo que para poder escoger el que más se adapte a las necesidades que tenemos debemos atender a:

  • Profesionalidad: prácticamente como en cualquier profesión, la experiencia es una ventaja competitiva. Aunque un abogado cuente con un historial perfecto, lo que más tendrá en cuenta el cliente son años de dedicación y el número de casos que haya tenido que afrontar.
    Durante el periodo en el que se consigue esa experiencia, se van asimilando diferentes conceptos gracias a otros compañeros de profesión. Posteriormente deberán ponerlos en práctica de forma autónoma. Por lo general, un historial de un buen abogado debe de contar con al menos 10 años de experiencia.
  • Especialidades: hay que ser conscientes del tipo de caso en el que estamos involucrados y las necesidades que vamos a tener. El Derecho Penal abarca una gran cantidad de ramas y cada una tiene ciertas particularidades. Por lo tanto una característica muy importante a la hora de escoger un buen abogado, son los conocimientos específicos que tenga.
    Atendiendo a las diferentes ramas del Derecho, dentro de un bufete de abogados podemos llegar a encontrar abogados expertos en fraude fiscal, Audiencia nacional, blanqueo de capitales, estafas, tráfico de armas, apropiación indebida, etc.
  • Equipo: pese a que nos estamos centrando únicamente en la idea de una única persona, un abogado cuenta con un equipo a sus espaldas. No es recomendable que una única persona se encargue de gestionar toda la información perteneciente a un caso pues lo más normal es que se pase algo por alto y se pierda el caso.
    Por lo tanto, es conveniente que un bufete cuente con un equipo solvente y polifacético, de tal forma que consiga transmitir al cliente la confianza necesaria como para confiarle el caso.
    Eso sí, tampoco es conveniente que se trate de un equipo muy grande pues cuanto más grande sea, mayores problemas se pueden llegar a dar. Nosotros recomendamos un bufete con un tamaño y calidad adecuadas.
  • Casos de éxito: comprobar los casos de éxito que ha tenido a lo largo de su carrera. Como era de esperar, los aciertos que tenga el abogado juegan a su favor. Una persona que se encuentra en un momento tan delicado como un procedimiento judicial no va a confiar en una persona que pierde la mayor parte de los casos que trabaja.
  • Referencias: las opiniones de amigos, familiares, conocidos e incluso otros profesionales son un componente muy importante a la hora de escoger un abogado. De la misma manera, otra buena referencia es la que obtenemos de la Unión Española de Abogados Penalistas (UEAP), la cual nos informa de factores como la accesibilidad, el coste o la proximidad.

Sin duda podemos encontrar más variables que estudiar a la hora de conseguir un buen servicio, pero ninguna de ellas es indiferente a la hora de escoger el mejor abogado penal Valencia.