Custodia compartida Valencia

El equipo de abogados de Joaquín Ródenas de Abogados Valencia, compuesto de abogados especialistas en la custodia compartida en Valencia le van a acompañar en todo el proceso atendiendo su problemática de la mejor manera posible.

Diferencias  entre custodia compartida y custodia conjunta.

Si bien los dos términos de custodia pueden parecer confusamente afines, hay algunas diferencias esenciales a tener en cuenta.
La custodia conjunta o bien compartida es definida como la conjunción de la custodia legal o bien física de los hijos por los dos progenitores, de forma que asegure el acceso continuado y usual de los hijos a ambos, el rasgo propio de la custodia conjunta es que los dos progenitores sostienen la responsabilidad legal y la autoridad en la realización con el cuidado y control del pequeño, igual que si se tratase de una familia íntegra. El padre con el que el niño radica en todos y cada instante debe tomar las resoluciones sobre la vida diaria en la relación con la disciplina, limpieza, nutrición, actividades, etcétera

Variantes de la custodia compartida:

Existen diferentes variantes de la custodia compartida tal y como expresamos a continuación, todas ellas pueden ser reclamadas según la conveniencia de los progenitores. Aunque se debe entender que la custodia se establece después de haberse recurrido a un divorcio. Al ser abogados de divorcios especializados le podemos guiar en todo el proceso de la custodia compartida e indicarle las diferentes tipologías:

Custodia compartida física:

cuando los progenitores comparten el tiempo de vivienda con el pequeño, aunque los periodos de convivencia no tengan forzosamente la misma duración (distribución del tiempo y también convivencia jamás inferior al 30/35 por ciento con uno de los progenitores). La división de los tiempos puede cambiar en semanas, meses etc y o ser el pequeño en que va mudando de casa o bien los progenitores los que asisten al domicilio del pequeño por periodos de tiempo. En estos casos son usuales los repartos al cincuenta por ciento.
Si examinamos detenidamente muchos de los regímenes de visitas que se acuerdan en nuestros días en España, con extensas estancias intersemanales en la casa del progenitor no custodio, sería considerado en otros países como una auténtica custodia compartida.

Custodia compartida legal:

Con la madre o bien con el padre como primordial cuidador, con el otro progenitor implicándose en las atenciones diarias de los hijos, distribuyéndose el tiempo de manera similar a como se venía haciendo ya antes de la rotura. Puede asimilarse este término al contenido que en España soporta la patria potestad, puesto que acarrea que los progenitores comparten el derecho de decisión, la responsabilidad y la autoridad con respecto a todas y cada una de las cuestiones de relevancia que afectan al pequeño.

Custodia compartida:

Por lo general la idea común que está tras la custodia compartida es que los dos progenitores se impliquen de exactamente la misma manera en la educación cuidado de sus hijos, repartiendo entre ellos el tiempo de permanencia entre y los hijos y las aportaciones económicas.
El término que por norma general más se repite es la necesidad de que el reparto del tiempo se equitativo para considerar la custodia compartida.
Por otra parte y de forma genérica se señala que la guarda y custodia compartida es aquella que los dos progenitores se hacen cargo conjuntamente, periódica o bien rotatoria, del cuidado, atención y educación de los hijos.

Aparecen diferentes modalidades sobre la distribución de tiempos o bien repartos en la custodia compartida, que puede ir desde la alternancia diaria, semanal, quincenal etcétera hasta la distribución de periodos vacacionales y escolares. Asimismo se contempla la responsabilidad de permanencia en el hogar del cuidador del progenitor en el cuidado del pequeño. Otro género de variaciones contempla la posibilidad de que sean los pequeños los que continúan siempre y en todo momento en el domicilio familiar y los progenitores quienes rotan en la utilización de ese domicilio o bien seguir radicando en exactamente el mismo.

Modalidades básicas de la custodia compartida:

  • Tiempos de convivencia iguales: se trata de dividir el tiempo de permanencia con cada progenitor en intervalos que pueden cambiar en función de las circunstancias y necesidades de los hijos.
  • Libre relación de los menores con el progenitor en custodia: los menores pueden radicar solamente con un progenitor y tener con el otro un contacto extenso y diario.

 

 

Contacta con nosotros te asesoramos.

 

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, media: 5,00 sobre 5)
Cargando…