Seguro que en más de una ocasión te has pregunta qué pasa si un abogado está inactivo y la verdad es que no es para menos pues se plantean diferentes incógnitas como si puede perder su licencia o si tiene que pagar algún tipo de multa económica a modo de castigo. No te preocupes por que en el siguiente artículo analizaremos las consecuencias que tiene estar inactivo y cómo podemos volver a la normalidad en el menor tiempo posible.

¿Qué se necesita para ser abogado?

Tengamos en cuenta que para poder desempeñar el papel de un abogado es necesario contar con los estudios de Derecho y posteriormente del máster de abogacía. Gracias a estos, se obtienen los conocimientos teóricos necesarios para poder hacer frente a cualquier tipo de proceso jurídico.

Una vez lo consiguen, los abogados pueden ejercer su profesión en cualquier tipo de circunstancia y de Tribunal o administración.

Para entender mejor los límites que se le puede plantear a un abogado, podemos observar la Ley Orgánica del Poder Judicial. En ella quedan totalmente especificados las funciones que debe desempeñar a la hora de luchar por los intereses de sus clientes.

¿Qué pasa si un abogado está inactivo?

Una vez hemos conseguido cumplir con todos estos requisitos y estamos ejerciendo como abogados, ¿qué sucedería si dejamos de ejercer de forma repentina? La respuesta a esta pregunta es depende. Básicamente tenemos que tener en cuenta el contexto de la situación.

Para que te hagas una idea, podemos encontrarnos algunas de las siguientes situaciones cuando un abogado pierde el derecho a ejercer:

Baja voluntaria

No es necesario conocer el motivo por la que le abogado la solicita. Sin embargo, necesitamos conocer los procedimientos que debemos seguir una vez se solicita. Todo esto lo podemos encontrar en el artículo 10.7 del código deontológico.

Impagos

Para poder ejercer su profesión, un abogado debe estar al corriente del pago de todas las cuotas propuestas por las autoridades, las cuales pueden ser ordinarias o extraordinarias.

En el supuesto de que se produzca un impago de alguna de ellas, comenzará un proceso un poco caótico donde el abogado puede verse perjudicado. Eso sí, es cierto que se pueden recuperar los derechos en el momento en que se abona el dinero pendiente y los intereses que están pactados legalmente.

Expulsión

Puede darse le caso de que se produzca la expulsión del abogado tras abrirle un expediente disciplinario. Para que se cumpla esto y el abogado quede inhabilitado, deberá de tomar partida la Junta de Gobierno del Colegio de Abogados.

Se trata de una decisión que debe ser tomada por las autoridades pues tendrá una alta repercusión en el abogado. Una vez se tome, será comunicada al Consejo General y al propio Consejo de Colegios de la Comunidad Autónoma donde resida.

¿Se puede dejar por cuenta propia?

Existe la posibilidad de que el abogado trabaje perfectamente y que cumpla todas las normas, pero aun así no tengo la motivación necesaria como para seguir trabajando. Normalmente estos casos ocurren en personas que han escogido esta profesión un poco de rebote y que no les sale de dentro practicarla.

Por supuesto, en estos casos no es necesario que la persona siga ejerciendo. Hay que tener en cuenta que salvo en contadas ocasiones, es recomendable cambiar de camino y conseguir disfrutar del trabajo que vas a tener que hacer durante toda tu vida. Es decir, hay que ver ese periodo de tiempo como una tasa a pagar para conseguir un trabajo que se asemeje más a la persona y no como una pérdida de tiempo.

De la misma manera, aunque el nuevo camino no tenga nada que ver con el trabajo de abogado, seguro que se pueden utilizar ciertos rasgos o cualidades que son clave dentro de la abogacía.

El trabajo de abogado es muy agobiante. Al final, debes hacer frente a situaciones bastantes estresantes y que pueden tener grandes consecuencias en los afectados por lo que es comprensible que algún momento se necesite parar.

Para ello, espero que haya quedado claro las consecuencias y las diferentes formas por las que se puede llegar a dar el caso. Por tanto, ahora ya puedes decir que sabes qué pasa si un abogado está inactivo.